A Título Personal

Axel Arroyo Cabrera.

Cada día nos enfrentemos al “milagro” de ver un nuevo día… Hay quien lo agradece, hay quien lo ve normal, incluso hay a quien le pesa. Y es esta cotidianidad la que realmente no permite darnos cuenta que definitivamente es un milagro de miles de años de evolución.

 

Técnicamente al dormir y despertar, renacemos.

 

¿Qué?… si, dormir es un mecanismo evolutivo de supervivencia tan complejo que aún son un enigma ciertos procesos internos que “no se sabe” por qué son de determinada manera. Por ejemplo, el soñar. Se sabe que es un reacomodo de ideas, deshecho de información intrascendente, liberación de tensión y más a nivel neuronal. Pero que si no lo hiciéramos simplemente perderíamos la razón…

 

Cada noche al dormir es un irse de y regresar a la vida.

 

De manera consciente sabemos que hay un “desconecte” del mundo racional, y nos internamos en un mundo onírico que no deja de ser tan real como un día normal del calendario, pero para el organismo es la única oportunidad de realizar labores que sin esa quietud, tiempo, posición, no se podrían lograr. Y estos mecanismos son precisamente de desintoxicación.

 

Tanto los riñones, como la piel, los pulmones e hígado realizan durante la noche ese trabajo de limpieza tal como los trabajadores de salas de cine que tras cada función entran a limpiar el “desorden” que dejan los espectadores en la sala. Y siendo realistas, aunque la botana del cine fuera súper natural y llena de enzimas nutritivas, la sala de todas maneras quedaría sucia. Ahora, si sumamos que las botanas dentro de la película de Vida no son las más sanas que digamos, obvio la sala de cine, ya sabemos cómo queda, con palomitas por doquier, refrescos a medio terminar y mucha azúcar.

Cada día, tu película de vida da una función con escenas de Amor, acción, suspenso, tal vez terror, romanticismo y hasta musical. Y está bien…

 

Pero recuerda que eres tú el protagonista y espectador de esta película llamada Vida, y que la sala de proyección es tu mente, el escenario tu cuerpo. Los diálogos, tus ideas, los personajes tus diversos comportamientos y temperamentos. El guion son tus proyectos y la fotografía ese maravilloso aspecto que das a todos y todas cuando te miran.

 

Eres el director o directora de una película digna del Oso de Berlín, Oscar de la Academia, Globo de Oro, ganadora en Cannes… ¡sí! Pero por favor, mantén limpia tu sala de proyección, eso es realmente muy importante.

 

 

 

¡Saludos!

 

Entra a www.trofoterapia.com/registro

 

 

AXEL ARROYO CABRERA
“La Salud está en tu Hogar
C. 2224-968094 (con WA)
CDMX: (0155) 4751-1300
facebook.com/axelarroyocabrera
Asesorías:
www.trofoterapia.com/registro
facebook.com/soytrofoterapia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *